UNO X UNO VS TALLERES

UNO X UNO VS TALLERES
Lucas Hoyos (7): Últimamente comete un error y después te saca 4 o 5 pelotas difíciles. Esta vez no fue la excepción. Rebote al medio en el primer disparo y 0-1. Después apareció en jugadas muy complicadas y dejó a Vélez con vida. En la tanda de penales atajó uno. 
Tomás Guidara (3): Volvió a la titularidad después de mucho tiempo y fue uno de los puntos flojos. Le costó mucho con Fragapane. Al ataque no subió y tampoco logró darle equilibrio a su sector en defensa. 
Lautaro Giannetti (4,5): Pupi se empieza a “contagiar” de las malas decisiones defensivas individuales y colectivas que comete el resto. Hace unas fechas era el único que cumplía de los defensores. Con Banfield y Talleres fue uno más del eslabón.  
Luis Abram (1): Es insostenible su titularidad. Primero porque en 2 meses queda libre y no va a renovar. Pero tampoco se justifica desde el rendimiento. Es un central parejo, que no suele cometer muchos errores, pero que últimamente no pone la pierna ni da el plus que debería. Hoy Brizuela está un par de pasos adelante y hay que darle la titularidad con urgencia.  
Francisco Ortega (4): Sufrió en varios pasajes del partido y se terminó yendo expulsado en una jugada que tenía que cortar con falta. Es uno de los mejores del equipo, pero obviamente le cuesta demostrarlo cuando Vélez es sometido. Está claro que lo mejor suyo es en ataque y con la pelota, siendo punzante en la banda izquierda. 

Agustín Mulet (4,5): Le costó un poco, pero es prácticamente el único que pone la pierna fuerte y va al piso. Así se ganó la tarjeta y era una posibilidad que lo expulsen, por eso el DT lo suplantó en el entretiempo. Debe seguir teniendo minutos. 
Federico Mancuello (3): Otro de flojo desempeño. No cortó el juego, no recuperó y cuando la tuvo en los pies no logró darle volumen de juego al equipo.

Luca Orellano (5): Flojo encuentro del habilidoso zurdo. A su juego no le hace bien tener un jugador como Galdames tan cerca, ya que al chileno siempre le será más cómodo la pelota al pie y no al espacio. Y Luca precisa, en ese sector del campo, futbolistas como Janson, Thiago o Centurion que arrastren marcas y le abran camino. 
Pablo Galdames (2): Lo del chileno fue una lágrima. Primero jugando de enganche y luego ya de 5. No ayudó en la recuperación y cuando el Fortín tuvo la pelota no encontró los espacios ni los lugares para ser opción de pase.
Thiago Almada (4): Otro jugador que se vio disminuido por la posición. No siente la banda, salvo que se tire por inercia propia. Necesita libertad. Tiene que jugar por el medio. Otra de las modas de hoy en día es pegarle. Le está faltando regularidad. Es verdad. Pero no deja de ser un pibe y es lógico que tenga altibajos. Hay que bancarlo. Mientras tenga minutos irá recuperando su mejor forma. 

Juan Martín Lucero (3): Otra vez anduvo flojo, pero poco le llegó la pelota como para analizarlo. Estuvo cerca de conectar un cabezazo que podría haber sido el 1-1. Al menos pateó bien el penal en la tanda. 
Los cambios: 
Lucas Janson (5): Buena idea la de sumar al 11 en la segunda mitad, aunque no terminó rindiendo del todo. Aunque es verdad que conectó en una de las últimas el empate. Después pateó muy mal en la tanda. 
Ricardo Álvarez (3): No anduvo para nada. Otro que falló desde los doce pasos. 
Hernán De La Fuente (6): Su ingreso fue quizás una de las pocas buenas noticias. Fue quien asistió para el empate y en general hizo un buen papel en los minutos que le tocó jugar. 
Cristian Tarragona (-): Jugó poco para calificar.  
Agustín Bouzat (-): Jugó poco para calificar. 
El DT: 
Mauricio Pellegrino (3): Fue un claro responsable del resultado. Primero por la inclusión de Galdames en una posición desconocida para él. También por sostener a algunos jugadores que están con la cabeza en otra cosa, como Abram. En el juego Vélez fue superado de principio a fin y de milagro llevó la definición a los penales. Quizás lo superaron como nunca antes desde que está el Flaco en el banco (obviamente exceptuando el partido con Boca). La gran preocupación que deja este equipo es sobre el sistema defensivo. Vélez no marca nada bien. Por momentos es un equipo largo, los volantes no cortan y los defensores quedan mano a mano. De mitad de cancha hacia adelante hay variantes y jugadores que pueden marcar la diferencia. Por eso lo principal es ocuparse de como recuperar la pelota y dónde. Hay que hacerlo rápido: se vienen momentos de definición en la Copa de la Liga y la fase de grupos de la Libertadores. Hay que ajustar ya ¿Y si volvemos a la línea de 5? 
Guido De Bella
@guidomdebella