UN INICIO INTENSO

Vélez arrancará un 2020 con grandes desafíos, los cuales se van a resolver en poco más de un mes. La vuelta a la Copa Sudamericana y la definición de la Superliga, donde el Fortín está a dos puntos del líder, ponen a prueba al conjunto de Heinze.

La Superliga reinicia el fin de semana del domingo 26 de enero, fecha en la que Vélez visitará a Gimnasia que cerró el año ganando su primer partido como local. La segunda fecha del año (18° del torneo) se jugará entre semana, por lo que entre el martes 28 y el jueves 30 el Fortín será local ante Aldosivi. Seguramente el sábado 1° de febrero sea la fecha en que Vélez visitará a San Lorenzo para completar los tres partidos en la primera semana.

La suposición que el partido en el Bajo Flores será el sábado surge de la vuelta del Fortín al plano internacional: el martes 4 a las 21:30 será local ante Aucas de Ecuador y el José Amalfitani recibirá un duelo de Copa Sudamericana después de más de seis años. Luego seguirá la definición de la Superliga al recibir a Godoy Cruz el fin de semana del 8 y 9 de febrero y podrá “descansar” una semana antes de visitar Sarandí para jugar contra Arsenal posiblemente el viernes 14 o sábado 15 de febrero. Allí llegarán los momentos claves: viajar más de 4.300 km para el partido de vuelta en Quito contra Aucas el martes 18 a las 21:30 (hora argentina) y retornar para jugar en el Amalfitani contra el actual puntero del torneo, Argentinos Juniors, por la ante última fecha de la Superliga el fin de semana del 22 y 23 de febrero. El cierre del campeonato será el 1° de marzo en Santa Fe, ante Unión.

Serán nueve partidos en 38 días si se calcula que inicia la participación en la Superliga el viernes 24 de enero. En el mejor de los casos estará definiendo el torneo local y jugando una complicada llave en el retorno a las copas internacionales, quizás no por el rival pero sí por el viaje y las dificultades que presenta la altura en Quito. Más allá de lo duro del calendario, Vélez tiene a favor que no tiene largos viajes en las semanas que se juegan tres partidos, ni siquiera en la previa o en la vuelta a la visita a Ecuador. El mayor desafío será afrontar la sucesión de partidos con un plantel corto, especialmente si se confirman las cesiones de De La Fuente y Robertone a la Selección sub23, y poder revertir un problema que han tenido los equipos de Heinze desde su llegada al Fortín: los inicios oficiales tras las pretemporadas.

El 2020 arrancará intenso para el hincha de Vélez, pero una intensidad que se disfruta y que hacía mucho tiempo que no se sentía.

Alejandro Germino

@alegermino