APROVECHAR EL MOMENTO

APROVECHAR EL MOMENTO

Vélez sumó tres victorias consecutivas por primera vez en la Superliga. Además acumula siete encuentros sin derrotas, lo que le dio un poco más de aire en los promedios del próximo torneo.

Si bien es cierto que se ve una mejoría en el rendimiento del equipo de Gabriel Heinze, debe tenerse en cuenta el nivel de los rivales sobre los que se impuso: Temperley, un equipo descendido y que complicó bastante al Fortín; Banfield, que cuenta con nombres interesantes y un proyecto que lleva algunos años pero que actualmente ni siquiera pelea el ingreso a la Copa Sudamericana; y San Martín de San Juan, que mostró errores casi amateurs en la marca y justificó con su actuación el bajo promedio que tendrá la próxima temporada.

A favor de Vélez puede decirse que ante rivales de similares características, ha perdido y empatado mucho en los últimos años. El Fortín parece haber encontrado, tras asegurar de manera matemática la permanencia, la serenidad necesaria para afrontar partidos ante rivales “ganables” y plasmar la superioridad en la cancha. Reponerse como lo hizo ante Temperley, la paciencia con la que se gestó la victoria contra Banfield y manejar los tiempos del partido con la victoria casi asegurada sobre San Martín son muestras de un crecimiento que va más allá de lo futbolístico.

Para darle un mayor mérito a la seguidilla de victorias, las últimas dos se lograron sin Mauro Zárate en cancha, el jugador que desequilibra y sube el nivel de sus compañeros.

Un antiguo dicho futbolero dice que “las victorias traen victorias”. En el cierre de esta Superliga, Vélez se encontró con una realidad muy favorables para consolidar un sistema, una idea de juego y ganar en confianza a base de rendimiento y resultados: permanencia asegurada y rivales de bajo nivel. A diferencia de lo ocurrido en el pasado, el Fortín está aprovechando el momento favorable y, más allá de los detalles, eso es muy positivo.

Alejandro Germino
ale@somosvelez.com.ar
@alegermino