CALMA Y TRANQUILIDAD

CALMA Y TRANQUILIDAD

Con una actuación más que destacada, Vélez le ganó con autoridad a Atlético Tucumán en el José Amalfitani. De a poco uno empieza a ver las condiciones que tienen los jugadores de la cantera, que tuvieron que amoldarse en una situación difícil y a la poca paciencia que tuvimos algunos hinchas por la imperiosa necesidad de sumar. El equipo se encontró totalmente sólido en todas las líneas, mostrando pasajes de buen fútbol, con toques y llegadas claras al arco contrario.

Tres partidos se jugaron en este nuevo semestre, el más importante en la historia del club, y el equipo se va afianzando. Es cierto, fueron victorias ante rivales que están por abajo de Vélez (quizás el más fuerte era el ‘Decano’; que venía cosechando victorias) pero no olvidemos que hace poco, estos partidos eran totalmente ‘perdibles’

Decime: ¿hace cuánto no te ibas así de la cancha? Si bien se obtuvieron victorias, faltaba algo fundamental, irse tranquilo. El funcionamiento del equipo empieza a dar sus frutos, jugadores de experiencia como Andrada, Cristaldo y Bergessio serán más que importantes para la confianza de Romero que pelea por un lugar haciendo goles.

Un Monito Vargas que muestra facultades de ser el acreedor de grandes ideas futbolísticas a la hora de atacar, demostrando que tiene un futuro enorme y que más que nunca necesitamos de él y esa frescura que le da al ataque.

Santiago Cáseres volvió a mostrar su chapa de caudillo en el mediocampo y no sólo que corta el juego rival, sino que también piensa y distribuye, ya sea acompañado por Dominguez o Desabato.

Quizás el punto que se deba mejorar es la defensa, sigo creyendo que falta un central de experiencia en el fondo, pero esto es lo que hay y con esto habrá que pelear. Punto positivo para Cubero, al que le pegué bastante  (con argumentos) y que desde hace años no hacía un partido tan completo y se llevaba el reconocimiento de la gente.

Habrá que seguir laburando, esto es largo y aún quedan 25 fechas entre las cuales, los próximos partidos (Talleres y Boca, por nombrar dos) son pruebas de fuego en el que habrá que demostrar juego y carácter. No hay que relajarse ni mucho menos “agrandarse’’, sigan trabajando y jugando que así vamos a llevar a Vélez al lugar que se merece, peleando arriba y por clasificar a las copas, y que de una re putísima vez, nos olvidemos de esa tabla que no quiero nombrar pero es inevitable no mirar porque es lo que hasta ahora nos incomoda.

Axel Civetta

axel@somosvelez.com.ar

@AxeelCavs

Deja un comentario