23 PERO NO ALCANZARON

23 PERO NO ALCANZARON

Ese número fue la cantidad de veces que pateó al arco Vélez pero no pudo vencer la resistencia de Rigamonti, el cual le ahogó el grito de gol a los hinchas fortineros y le dio una vida más a Quilmes.

En la previa era la oportunidad que tenía Vélez para despegarse de un Quilmes golpeado y así empezar a respirar un poco más hondo con respecto a los promedios del año que viene. Sin embargo, como ha sucedido en varias ocasiones, la falta de precisión en los últimos metros y la actuación brillante del arquero cervecero Rigamonti, le quitaron la posibilidad de volver a sonreír de local.

De todas formas, si bien desde lo futbolístico sigue en deuda, el equipo de Omar De Felippe intentó reiteradas veces abrir el marcador por todos los medios, convirtiéndose, momentáneamente, en el equipo del campeonato con más tiros al arco en un partido, acumulando 23. Algo que se le ha reclamado constantemente al conjunto velezano.

No obstante, el empate de Vélez con Quilmes deja una sensación a derrota porque el rival no propuso prácticamente nada además del pelotazo, pero la cantidad de veces que se le pegó al arco muestra un indicio que a pesar de no poder penetrar al rival al menos se lo vulneró y por poco no lo logró.

En cuanto a los próximos contrincantes en el Amalfitani, Temperley y Sarmiento son dos equipos a los cuales no les sienta bien ser atacados constantemente como sucedió hoy con el Cervecero, por lo tanto si se ajustan algunos detalles los fortineros podrán llevarse algo más que un empate con sabor amargo.

Juan Manuel Meza Coronel

jmanuel@somosvelez.com.ar

@MezaJM12

Deja un comentario